Un actor y la Ley Olimpia

Rosalía Vergara. Analista Político.
Rosalía Vergara. Analista Político.

 

Rosalía Vergara
Reportera de la Revista Proceso
Twitter: @rosaliaproceso
Facebook: /rosalia.vergara
Instagram: rosalia_vergara

 

Columna #NoPolitices

 

El 21 de diciembre, un video íntimo del actor Gabriel Soto se filtró en internet. Se volvió tendencia en redes sociales, tanto de personas recriminando tal filtración y argumentando que es un delito y celebrando la existencia de la Ley Olimpia y otras personas, mujeres y hombres que, al contrario, pedían,
compartían y sabroseaban el explícito contenido sexual del video.

Y yo me pregunto: ¿Qué hubiera pasado si fuera una mujer? ¿O algún mortal ajeno a la farándula?

Me salí hasta de un grupo de chat porque las personas solo querían que les compartieran el video y quienes ya lo habían visto no paraban de aludir a lo “sabroso” que estaba el señor haciendo lo que, después una nota hecha por TvYNovelas, se describió como “auto complaciéndose” y no pude evitar pensar en qué hubiera pasado si me hubiera sucedido a mí, a una amiga o amigo, a una colega o un colega o a una extraña u extraño.

Seguro habría miles de comentarios sobre por qué se dejan grabar, si no quieren ser exhibidas o exhibidos mejor no hagan nada y un sinfín de insultos de esos que acostumbran los expertos en todo de las redes sociales.

De hecho, el mismo actor le restó importancia en un principio e incluso publicó: “Pues qué les digo… Disfruten!”.

Pero las redes le recordaron que existe la Ley Olimpia, y ahora anunció que buscará demandar a quien resulte responsable porque consideró que era una violación a su intimidad, y no se quedaría con los brazos cruzados, por lo que tomará acciones legales para hacer pagar a los responsable “por este delito
digital”.

“De hecho, varias agrupaciones se organizan para defenderlo y dar con los responsables y hay dos intuiciones –que no identificó–, que ya se acercaron a él para canalizar sus denuncias”, se informó.

Su abogado Gustavo Herrera, dijo a México Viral que “es un tema cuyo antecedente en México es la Ley Olimpia, creada a raíz de la difusión de un video sexual no autorizado de una persona en el estado de Puebla en 2014; a Olimpia Coral Melo la estuvo acosando su ex pareja durante ocho meses hasta
que acudió al Congreso, a los diputados de Puebla y nació esta iniciativa en
2018”.

Recordó que esta iniciativa surgió en 2019 para reconocer la violencia digital y sancionar los delitos que violen la intimidad sexual de las personas, a través de los medios digitales sin el conocimiento de las víctimas.

“Está relacionado con el daño moral porque afecta la vida privada de las personas y el libre desarrollo de su personalidad”, aseguró Herrera, a quien identifican como experto en daño moral.

“Si la persona no da su consentimiento se está subiendo a las redes un contenido en forma ilícita y ya eso es un delito. Este tipo de denuncias ahora se pueden hacer por la vía digital.

Pensar que le tuvieron que informar o que alguien se tuvo que ocupar de convencerlo de denunciar habla de lo poco que importa que un hombre sea exhibido en situaciones incómodas.

Habla bien de él que no dejará pasar esta afrenta a su intimidad, lo que no habla bien de su género es que ningún hombre le manifestó su apoyo públicamente.

Tampoco estuvo bien que la gente compartiera su video en redes sociales y por si se preguntan: ¿qué se hace en estos casos? Pues la Ley Olimpia es muy clara: Las conductas que se consideran que atentan contra la intimidad sexual son:

— Grabar videos, grabar audios, fotografiar o elaborar videos reales o simulados de contenido sexual íntimo, de una persona, sin su consentimiento o mediante engaño.

— Exponer, distribuir, difundir, exhibir, reproducir, transmitir, comercializar, ofertar, intercambiar o compartir imágenes, audios o videos de contenido sexual íntimo de una persona, a sabiendas que no existe consentimiento, mediante materiales impresos, correo electrónico, mensajes telefónicos, redes
sociales o cualquier medio tecnológico.

Esta vez, el video del actor fue Trending Topic, lo reenviaron por WhatsApp y circula por todas las redes sociales. Ojalá y en el futuro, la gente, antes de consumir y compartir este tipo de material, piense qué hay una ley que protege a quien sufre de ese tipo de conductas que, incluso, han llevado al suicidio a
quienes las padecen: principalmente a mujeres.

 

Contadores SDV

 

Sé el primero en comentar

Deja un comentario