¡Todos son iguales!

Por: Rosalía Vergara

Rosalía Vergara
Reportera de la Revista Proceso
Twitter: @rosaliaproceso
Facebook: /rosalia.vergara
Instagram: rosalia_vergara

 

Columna/ #NoPolitices

 

Me refiero a los partidos políticos, en general y, en particular a Morena, partido que, en mi quehacer periodístico, vi nacer, crecer, reproducirse y no quisiera verlo morir en un cercano proceso electoral.

La idea de Morena nació un 20 de noviembre de 2006 cuando Andrés Manuel López Obrador, actualmente presidente de la República, había sumido la presidencia legítima después de acusar al oscuro Felipe Calderón –adjetivo que tuvo a bien endilgarle la periodista y escritora
Olga Wornat, en su más reciente libro-, de fraude electoral.

En 2014, el Instituto Nacional Electoral (INE) le dio el registro como partido político y en 2015 participó en su primer proceso electoral intermedio. Ganó varios escaños en el Congreso de la Unión. En 2018 llevó a López Obrador a la Presidencia de la República.

De 2006 a 2014 que recibió el registro, pasaron ocho años. De 2015 a 2018 que logró sus primeros triunfos electorales pasaron tres y desde entonces hasta ahora, solo han pasado un par de años en los que ya sufrieron a una presidenta nacional, Yeidckol Polevnsky que se quiso eternizar en el cargo, una pelea intestina que llegó al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) y ahora una guerra sucia, al viejo estilo del PRI, PAN y el PRD… ¡Juntos!

Apenas el 2 de octubre que no se nos olvida, López Obrador se refirió al conflicto interno de Morena. En pocas palabras, sentenció: “Es mucho pueblo para tan poco dirigente”.

Sus comentarios, creo, reflejan lo que piensa mucha gente. Morena no tiene dirección, tiene mucho desbarajuste. Llevan más de un año resolviendo lo de la dirigencia, enfrascados en pleitos.

“Y se hacen las encuestas y se le pregunta a la gente si fuesen las elecciones ¿por qué partido votarías? Y ese partido esta hasta arriba. O sea, es mucho pueblo para tan poco dirigentes””, insistió.

Pese a esto, añadió, “el pueblo tiene otra idea” sobre Morena, por lo que expresó: “Ojalá y los dirigentes estén a la altura del pueblo. Eso sería mejor. ¿Por qué lo digo? Para que no estén pensando de que son indispensables, insustituibles”.

Porque cualquier partido político sin principios, sin ideales, sin pensar en el pueblo, en luchar por causas justas, no es más que una franquicia. Es un mecanismo para que ambiciosos vulgares se encaramen en los cargos públicos, solo para su provecho, ya sea en lo político porque desean ostentar poder o provecho económico, afirmó y estoy de acuerdo.

Aunque creo que no lo están quienes se pelean por Morena o por la franquicia o por el cargo o por el coto de poder que eso representa.

El sábado, en redes sociales, circuló una carta firmada por una mujer llamada Roxana Saez donde acusa a PML, siglas del nombre de uno de los candidatos a la presidencia de Morena, Porfirio Muñoz Ledo, donde lo acusa de haber abusado sexualmente de su sobrina.

Esto es muy bajo y más si se hace por redes sociales. Mis fuentes me cuentan que se trata de una infamia. Incluso, la propia Roxana desmintió la carta. “Yo no escribí eso. Se trata de un texto apócrifo”, escribió en su cuenta de Twitter.

¿De verdad quieren ganar así la presidencia nacional de Morena? ¿No les basta con que el Tribunal Electoral les diga el cómo, cuándo, dónde y por quién deben votar?

Es la guerra sucia en su nueva modalidad en redes sociales. Las mismas que ahora se mofan de las argucias a las que incurren al interior del partido para denostar al adversario para no ganarle a la buena, como los grandes, por el voto popular.

Tengo la fortuna de conocerlo. Lo entrevisté en varias ocasiones. Le caigo bien y lo celebro.
Es un hombre al que aprecio y admiro mucho, no solo porque es muy inteligente y sabio, sino porque es parte de la historia del país. Es patrimonio vivo de la nación no declarado por la UNESCO, sino por mi.
Lo considero un hombre extraordinario en este mundo ordinario.

Por eso, si, mi deseo es que Porfirio Muñoz Ledo gane la presidencia nacional de Morena, porque, de lo contrario no sé qué voy a hacer con mi voto en las próximas elecciones.

Contadores SDV

 

 

octubre 8, 2020

Deja un comentario